La arquitectura de la etapa Colonial Temprano en Tula, Hidalgo

Una conferencia más, para cerrar el ciclo de arquitectura sobre Tula, Hidalgo, fue la de “La arquitectura de la etapa Colonial Temprano en Tula, Hidalgo” presentada en la Casa de Cultura de Acolman Estado de Mexico. Dentro del primer encuentro de Arquitectura Prehispanica y Colonial en Mexico, apoyada a través del Municipio de Acolman; el Centro de Estudios Mesoamericanos A.C; y el Proyecto Niños Guardianes de Tula, Hgo INAH.



 En esta ocasión los temas que se abordaron se relacionan con el surgimiento de la Catedral de San José Tula, la aparición de los adoratorios, los caminos reales como el de San Antonio rumbo a Querétaro y de la capilla abierta que se encuentra en la Zona Arqueológica de Tula.


Debido al espacio solo vamos a referirnos a la Capilla Abierta. Los datos con los que contamos muestran que fue edificada en el año 1529; siendo una obra de los primeros evangelizadores de la Orden de Frailes Menores que llegaron a esta región de Tula, siendo el primer misionero el  Fraile Alonso de Rangel, a quien se le atribuye la edificación.

La planificación de la Capilla abierta, es de origen novohispano, donde hay un ábside edificado y la nave estaba probablemente techada con una enramada. En cuyo costado sur estaba una sacristía, que a su vez podía haber sido usada como bautisterio.

La puerta de la capilla esta al poniente, donde se aprecia un área externa amplia. En la cornisa remata con almenas. La planta comparte similitud con otras reportadas en Atlauhcan, Morelos; San Juan Texcalpan, Morelos; y Zinacantepec, Estado de Mexico.

Los materiales constructivos del mamposteo están compuestos en dos secciones.  La primera que corresponde a la plataforma de cimentación que está en la parte baja donde los aparejos son de lajas gruesas de roca basáltica. La segunda parte corresponde con un muro de aparejo que consiste de lajas de roca calcárea o tepetate y sillares de toba volcánica reutilizados de los edificios prehispánicos, todo con un mortero de arena de piedra pómez y cal.

La sacristía se encuentra  adosada a la Capilla Abierta en su parte sureste. Se construyó únicamente con  rocas basálticas y un mortero de arcilla y cal. Es posible observar en las modificaciones de la capilla, algunos elementos nuevos en el mamposteo como son los ladrillos cocidos, que dan remate a las jambas de las puertas y probablemente de las ventanas.

Todavía se conservan en su parte inferior, los aplanados de estuco dentro de la capilla, tanto en muros y escaleras; con aplicaciones de pinturas  con diseños de casetones pintados al fresco en blanco y rojo.

Hacia el año 1543, los Frailes Franciscanos vieron la necesidad de contar con un templo de mayores dimensiones, debido al crecimiento de la población, así inician la construcción de la Catedral de San José de Tula; siendo Fray Juan de Alameda quien hace el proyecto, llevando a cabo su realización el arquitecto Fray Antonio de San Juan, siendo la mano de obra aportada por los Otomíes; esta obra conventual, finalizó once años después en 1554.
 


La Capilla Abierta, dejo de funcionar como un recinto para la evangelización en la etapa Colonial Temprano, sufriendo modificaciones en sus interiores y cambiando su función en atención médica. Hay datos que 1545, hubo una peste que duro cuarto años, lo que aminoro la población hasta en un 80 %. La segunda peste registrada se suscitó en el año 1576, donde hay mayor variabilidad de patógenos que afectan la vida de los grupos indígenas, muchos de estos traídos por los españoles.

Los trabajos arqueológicos que se han efectuado en el lugar han confirmado esta historia registrada.
viculos:

También lea